Soy… (el entrevistado se presenta como quiere)
De izquierda a derecha y en una escala del 0 al 10, importancia que le otorgo, en este momento de mi vida, a:
El dinero y los bienes materiales, La profesión, El éxito, La relación de pareja, Las relaciones sociales, La soledad, La muerte, La fe, La sexualidad, El amor, Los miedos, La enfermedad, La vejez, La consciencia

Autorretrato. Portada del suplemento cultural del diario ‘Ara’ (Barcelona), que abría una serie semanal del diez entrevistas. 1º de julio del 2018

 

¿Cuál fue tu primer acercamiento al diseño gráfico (o a la infografía, si te parece más atinado)?

Entiendo el diseño, en todas sus variables como un oficio cuya finalidad principal es hacernos la vida cotidiana más fácil: nunca me he considerado diseñador. La esencia de mi trabajo es la reflexión, algo que nos complica la vida.

La infografía se cruzó en mi camino casualmente y crecimos juntos. En cualquier caso es irrelevante. Aunque con otra técnica, en otra disciplina, bajo otro aspecto, hoy estaría haciendo esencialmente el mismo tipo de trabajo, por que es lo que siempre quise hacer.

Café diario. La Nación, 16 de septiembre de 2018

 

¿Cómo llegaste al lugar donde estás actualmente?
¿En qué lugar se supone que estoy? Realmente no sé si comprendo la pregunta.

¿Cómo llegué a convertirme en profesional utilizando la infografía de modo tan singular? En mi opinión lo importante es unir lo que deseamos hacer con lo que la vida, de algún modo, nos da. Yo tropecé con la infografía en sus albores. Nos llevamos muy bien: contribuí, con mi generación, a dotarla de un código ético y a cambio me dio un modo de narrar poderoso. Llegado el momento me pareció una herramienta muy valida para hacer llegar a los otros lo que para mí es interesante.

Datos en los bolsillos. O Globo, Brasil. 28 de abril de 2018

 

¿Cómo es tu día de trabajo habitual?
Empieza con el desayuno sobre las 8 h. Vivo en un pequeño pueblo, así que me desplazo a los lugares de rutina andando: acompaño a mi hijo de siete años al colegio; tomo un segundo café en el bar Sport y voy a mi oficina, un espacio de grandes dimensiones, en un histórico recinto industrial, donde puedo pasar el día solo. La mayoría del tiempo sin hacer nada que merezca la pena ser contado. Estoy ahí porque en algún lugar hay que estar. Aunque procuro no aburrirme llenando mi día de pequeños asuntos —como responder esta entrevista— afortunadamente muchas veces no lo consigo, así que escribo, pienso lateralmente y construyo algún dilema para poderlo resolver dentro de mis parámetros de forma ingeniosa. Tengo la fortuna de disponer de espacios privilegiados para difundirlos.

La comunicación posible. In Graphics, Alemania. Marzo de 2013

 

¿Qué limitaciones encontrás a la hora de diseñar?
No diseño. No tengo más limitaciones que las que me autoimpongo, que son suficientes y suficientemente estrictas para poder trabajar: usar la infografía como herramienta, los datos como materia prima y temáticas intrínsecamente humanas o culturalmente tan arraigadas que pudieran parecer propias de lo humano. Es decir la temática que me interesa es muy reducida. La herramienta y la materia prima que utilizo es, habitualmente, puesta al servicio de lo objetivable, con este fin se creó. Esta contradicción aparente entre tema y técnica resulta un problema que me divierte resolver.

La Rutina. El Financiero, México. 25 de mayo de 2018

 

Autopregunta (el entrevistado se hace una pregunta y la responde)
¿Qué es lo más importante para mantenerse vivo?
El deseo de aprender

De izquierda a derecha: “Vida Sexual de Una Pareja Estable”, “Viernes dulces”, “Datos en los bolsillos”. Museo de Arte Contemporáneo, La Coruña, España.

 

¿Qué considerás que debería hacer una asociación profesional de diseñadores gráficos? ¿Qué te gustaría que hiciera por vos?
No sé para qué sirven esas asociaciones. No me interesan las asociaciones en general. No esperaría que hiciera nada por mí, pero me gustaría que me hiciera un regalo bonito, como, por ejemplo, un manuscrito de Burroughs, Nick Cave o Bob Dylan.

Imágenes de la exposición ‘Diez historias y un paisaje’, Museo de Arte Contemporáneo de La Coruña, España. ‘Dorme bem, perdiçao…’

 

Imágenes de la exposición ‘Diez historias y un paisaje’, Museo de Arte Contemporáneo de La Coruña, España. 553 rectángulos negros

///

Jaime Serra
jaimeserrapalou@gmail.com  628564744  http://www.jaimeserra-archivos/

Antic Recinte Industrial de la Colonia Güell, Calle F, Local 100. Santa Coloma de Cervelló, 08690 Barcelona

@ja_serra  FB:unoxcien  Instagram—jaimeserra