Finalmente llegó el primer networking co-organizado por la UDGBA junto al blog Buenos Aires de Diseño (BADD) y a Áreatres Workspace.

El calendario nos permitió que se pueda llevar a cabo en un día especial para todos los diseñadores gráficos argentinos: el 24 de octubre.

El networking —trabajo en red, en criollo— apuesta a la apertura, al cruce de saberes (además de diseñadores hubo fotógrafos, ilustradores, desarrolladores y un diseñador de videojuegos) y a la posibilidad de trabajo en conjunto a partir de la configuración de, justamente, redes de contactos que serán tan perdurables o efímeras como las circunstancias lo requieran.

Lo interesante de esta iniciativa es la posibilidad de vernos las caras y de, más allá del “tarjeteo” de rigor, contarnos quiénes somos y qué hacemos de manera franca y abierta a cualquier cruce profesional que pueda darse. Nada garantiza que de encuentros de esta naturaleza surjan proyectos que se materialicen… lo que sí es seguro es que se dan las condiciones propicias para que puedan gestarse.

Llamativo y muy rico fue, además, cierto intercambio de experiencias que fue dándose de manera gradual sobre todo entre algunos colegas de mayor recorrido profesional el cual fue, risueñamente, bautizado como “terapia de grupo” ya que se pusieron en juego y sobre la mesa ciertas esperanzas o desazones; anhelos y realidades que atraviesan nuestra práctica diaria, sea cual sea nuestra área de trabajo o la escala de nuestro estudio.

El balance del encuentro fue más que positivo y el compromiso de la UDGBA es muy claro: seguir apostando a este tipo de encuentros de manera periódica y logrando cada vez mayor apertura e interdisciplina para potenciar una de las cosas más ricas que tiene nuestra profesión: el trabajo en equipo.

Foto: Juan Vazzana